Un viajero del mundo de Foniod es un amante de América del Sur

En lugar de unas vacaciones, se va a un continente lejano para pasar el invierno, donde toma impresionantes fotografías.

La mayoría de nosotros planeamos nuestras vacaciones anuales en el verano. Durante este período, viajamos y salimos de casa por unos días. Algunos en casa, otros en el extranjero, algunos de forma activa, visitando museos, en viajes de turismo, otros de forma pasiva, junto a la piscina oa la orilla del agua, en la playa o haciendo senderismo en las montañas para relajarse y recargar energías.

Sin embargo, también hay quienes parten en invierno, y no necesariamente para esquiar.

Entre los viajeros de invierno se encuentra Agnes Mihalics, quien durante muchos años visita América del Sur y Central en enero.

El fotógrafo aficionado a la naturaleza regresó recientemente a casa del viaje de este año a Guatemala, y hablé con él al respecto.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Estás profundamente arraigado en la fotografía, no eres un fotógrafo aficionado…

Vivo en Foniod desde que nací, mis padres y abuelos también viven aquí. Soy uno de los gerentes de la farmacia local. Llevo 34 años trabajando aquí. Amo mi lugar de trabajo, las personas que trabajan allí y los pacientes que nos visitan. Cuando no estoy trabajando, sobre todo fotografío perros. Mis temas favoritos son los niños en familia, los perros y el lago Balaton y su fauna. Tomo fotos mías y de mi familia y publico mis fotos favoritas en Facebook.

¿De dónde surgió la idea y cómo adquiriste la costumbre de ir a Sudamérica a pasar el invierno?

Como vivo en Foniod, no voy a ningún lado en verano porque nuestro Balaton está aquí. Entonces (y) creo que es mejor aquí.

READ  El escándalo que rodea a la selección española femenina de fútbol campeona del mundo se sigue complicando

Viajé con mi hermana y nuestra guía turística actual es muy mencionada en su círculo de amigos, ya que viajamos juntas por quinta vez este año.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Hace unos años, a causa de una enfermedad, decidimos que la vida es corta, veamos mundo, tenemos dinero, tenemos tiempo y sobre todo ganas, y vamos a ir con Mirador Adventures (Andre Nagy) tanto como sea posible. Endre planea los recorridos más sorprendentes, especialmente a lugares que no son muy concurridos. Por suerte, ama los animales y la naturaleza, al igual que yo. Tiene la paciencia de esperar a las personas que se mueven lentamente (como yo, por ejemplo) que se quedan en la parte de atrás solo por la sesión de fotos, pero su posición no siempre es buena.

En uno de los primeros viajes, se formó un grupo base (con quienes pasamos un total de 4 semanas en cuarentena en Perú en 2020 y luego en Budapest al comienzo de la pandemia de Covid), y viajaríamos juntos si era posible. Solemos ir de 2 a 3 semanas, por lo que es muy económico. Nos hemos hecho muy buenos amigos de los viajeros habituales y nos reunimos durante todo el año.

¿Qué países ha visitado hasta ahora y qué experiencias de su vida ha tenido?

Nuestro primer viaje con Endre fue el norte de Colombia, que es el lugar favorito de Endre, y según él, Colombia es el país más hermoso y hermoso de la tierra.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Las personas son muy agradables, bellas características naturales, frutos divinos. Visitamos Nabucimac, el pueblo sagrado de los indios Arhuaco, donde pudimos participar en su vida cotidiana y conocer un poco su chamanismo. Estábamos en la costa caribeña, en Palomino, participando de una caminata de cuatro días a Ciudad Perdita o Ciudad Perdida.

READ  Las aseguradoras estadounidenses pueden prepararse para los mayores daños por huracanes en tres décadas

Nuestro segundo viaje fue a Ecuador. Me paré simultáneamente con un pie en el hemisferio norte y el otro en el hemisferio sur. Aunque Ecuador es el país más pequeño de los Andes, todavía tiene mucho que ofrecer. Aquí, Chimborazo se eleva sobre el mundo, a la distancia de la bola amarilla del centro de la Tierra.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Fuimos a Perú en 2020, que fue un poco diferente y emocionante que los demás. Desafortunadamente comenzó la epidemia, por lo que no pudimos terminar nuestro viaje, el mundo estaba cerrado y estábamos aislados, pero lo que vimos desde Perú fue inolvidable. En un viaje anterior, tuvimos la suerte de recorrer los Caminos Incas y ver Machu Picchu.

Después de eso, volvimos a Colombia, al corazón del país y conocimos, entre otras cosas, el páramo. El páramo es uno de los ecosistemas más vulnerables de la Tierra y una de las comunidades vegetales más dinámicas. Los humedales de alta montaña en las regiones tropicales albergan frillzones, que son excelentes dispositivos naturales para el tratamiento del agua. Aquí fotografié hermosos colibríes.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Este año estuviste en Guatemala…

Sí, fuimos a Guatemala este año. No es casualidad que muchos consideren a Guatemala como el país más hermoso del mundo, y aquí lo tiene todo: las majestuosas pirámides de la civilización maya tardía, grupos étnicos indígenas tradicionales con hermosos y coloridos trajes, un volcán que escupe fuego. , tucanes, monos aulladores, caimanes, pelícanos, selvas tropicales y el mar.

READ  Vespucci Partners se prepara para recaudar cien millones de euros
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

Vimos las ruinas de Tikal y Yaxha, las cataratas de Semuc Champey, el hermoso lago de Atitlán y los maravillosos mercados artesanales de Chichicastenango y Nebaj. Fuimos al Volcán Bagaya, vimos un maravilloso amanecer desde Cabo Indio, navegamos en bote por los pantanos de la laguna de Pedexpatán, fotografiamos los caimanes y las ruinas de Ceibal y Aguateca, navegamos en kayak, y estoy de acuerdo, Balatón no es apto para niñas, deambulando aquí y allá. . Río Dulce. Vi pelícanos y currucas en la bahía de arena blanca del Mar Caribe.

agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics
agnes mihalics

¿Por qué es mejor viajar de esta manera y recomienda esos viajes a otros?

Recomiendo tales viajes para aquellos a quienes les gusta el tiempo ocupado. Fuimos a lugares no visitados por muchos turistas. El guía turístico suele establecer el número máximo de personas en 8. De esa manera, puedes ir a todas partes a la vez y puedes sentarte en la misma mesa. No, es fácil encontrar alojamiento, fácil «mezclarse» con los lugareños. Puede viajar en transporte público local, que en su mayoría son minibuses. Es fácil reemplazar un pequeño personal en cualquier área.

¿Cuales son tus planes futuros?

Si podemos manejarlo económica y sanamente, si tenemos la voluntad y la capacidad para hacerlo, queremos ver a Venezuela el próximo año de la misma manera. Haré muchas fotos allí también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio