Un millón de tenedores pueden vencer a los jueces españoles comprados por el Barcelona


Según investigaciones y pruebas anteriores, desde al menos 2003 el FC Barcelona pagó varios millones de euros a árbitros españoles, pero principalmente a José María Enríquez Negrera, que durante muchos años fue jefe de la comisión de árbitros, a través de una empresa de su propiedad llamada CTA. Según algunas estimaciones, Negrera ganó alrededor de 7,5 millones de euros hasta 2018, a cambio de lo cual el club catalán tuvo que formar favorablemente al árbitro de la máxima categoría española.

La gendarmería ha ampliado el número de sospechosos y entre ellos podrían encontrarse cuatro árbitros actuales o anteriores, informa el periódico El Debate. Carlos Clos Gómez, Santiago Jaime Latre, Alejandro Hernández Hernández y José María Sánchez Martínez han comprado varias propiedades dudosas en los últimos años, incluidas villas, apartamentos caros y garajes.


No es casualidad que Carlos Gómez sea actualmente el jefe de los videoárbitros. En 2007, compró al contado una villa de 813 metros cuadrados en Pinceque, cerca de Zaragoza. Compró cuatro propiedades en 2013 y dos más tres años después. Según un artículo de El Debate, la última gran adquisición de Clos Gomes se acerca a una época en la que el Real Madrid lleva tres Ligas sin ganar, una rareza en la Real. El ex árbitro ha estado a cargo del Barça en numerosas ocasiones durante la era Negrera, y aunque los catalanes ganaron el 84 por ciento de esos partidos, nunca concedieron (20 victorias, 4 empates). Aquí observamos que en los años previos a las acciones de Negrera hasta 2018, el Barça era uno de los mejores, si no el mejor, equipo del mundo.

READ  Liga: Bedis átgázolt al Deportivo Alavésen
Carlos Clos Gómez muestra una tarjeta amarilla a un jugador de Gijón durante un partido de La Liga de 2016 contra el FC Barcelona.Fuente: NurPhoto vía AFP/Joan Valls/Urbanandsport/Nurphoto/Joan Valls

Pero volvamos a Clos Gómez: antes de que los árbitros españoles se conviertan en profesionales en 2021 y ganen varios veces más que sus salarios anteriores, finalmente compró una propiedad en Madrid de 147 metros cuadrados con cochera y trastero.

En cuanto a su profesión, era ingeniero de telecomunicaciones, y también es cuestionable la riqueza de Jaime Lattre, capitán del ejército español, sobre todo porque la adquirió en tan poco tiempo. Posee dos apartamentos de lujo en el Club Amaltia, uno de los complejos residenciales más populares de Madrid, que compró al contado y pagó en un solo pago.


Entre otras propiedades, Alejandro Hernández posee una villa en Las Palmas y Lanzarote, mientras que José María Sánchez Martínez posee dos costosos apartamentos en Murcia por valor de alrededor de 1,5 millones de euros y tres plazas de aparcamiento.

El Debate no manejó anteriormente los documentos que encontró para su procesamiento y la Federación Española de Fútbol (RFEF) no se pronunció sobre su contenido, sin olvidar señalar que la agencia anticorrupción española los ha remitido ahora a un juez de instrucción. Caso Negrara, ordenó mayor investigación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio