Dieta para hedonistas: no tienes que renunciar a nada con esta loca dieta

¡Son lo que deseamos!

Si nos sentamos en un restaurante no debemos elegir un plato que contenga pocas calorías, sino lo que nos apetezca. No comas demasiado y elige pasta integral.

¡Medimos nuestro nivel de hambre!

Imagina una escala de diez, que es… Nuestro deseo de comida Simboliza: un hambre devastadora y diez saciedad total. Esforcémonos por estar entre el nivel tres (nos empieza a rugir el estómago) y el nivel siete (empezamos a desmayarnos).

¡Sin ayuno!

Gracias al método anterior no nos tiramos a los platos con apetito de lobo, desde entonces podemos irnos al mar, pero disfrutamos mucho de cada bocado.

¡Vamos a dosificar!

Divide la barra de chocolate en seis partes más pequeñas y rellénalas así. Hagamos lo mismo con Ruby, Con pinzas O con cualquier snack. De esta forma no lo devoramos todo, sino que saciamos nuestras ganas de dulces y snacks. ¡Evita los azúcares refinados y los edulcorantes artificiales!

¡Cortémoslo por la mitad!

No hay problema si almorzamos en un lugar que sólo contenga alimentos ricos en calorías. En tales casos, conviene pedir la mitad de la ración o preparar el resto para llevar.

¡Viertalo!

Si queremos una copa de vino, que le demos un chorrito, así hay que contar con menos calorías. Entre otras bebidas, elija una bebida que sea suficiente y que pueda añadirse al agua mineral.

¡Trae los palillos!

Prepare tantos platos como sea posible que requieran palillos. Debido a que esto evita que formemos espuma, nos concentramos solo en los sabores y nos sentimos llenos rápidamente.

Dieta de muestra

Desayuno: una taza de té o café, un huevo frito con tocino y tostadas integrales.
Desayuno: 1 manzana
Primer almuerzo: ensalada de maíz, pimiento morrón, cebollino y rúcula con aceite de oliva y vinagre rojo.
Segundo almuerzo: 1 sándwich de pavo
Merienda: 2 galletas saladas, 2 rebanadas de mozzarella, 1 taza de vino blanco
Cena: un plato pequeño de pasta boloñesa y un vaso pequeño de vino tinto.
Merienda: 1 pieza de muesli de chocolate, té verde

READ  Índice - Tecnología - Ciencia - Los koalas pueden extinguirse debido a una enfermedad, están tratando de salvarlos mediante la vacunación

2 días

Desayuno: Una taza de té o café, una taza de yogur desnatado mezclado con un puñado de muesli.
Merienda de la mañana: 1 mandarina
Primer almuerzo: una ensalada compuesta por garbanzos, tomates y cebolla morada, aderezada con una cucharada de aceite de oliva y dos cucharadas de vinagre blanco.
Segundo almuerzo: Sándwich de pavo camelia con sabor a mostaza y tomate
Merienda: 10 almendras tostadas y una copa de vino blanco
Cena: 2 coles de camelia de pavo, un vaso pequeño de vino blanco.
Merienda: mousse de chocolate (elaborado con caña de azúcar)

3 días

Desayuno: Una taza de té o café, un puñado de arándanos mezclados con una taza de yogur con sabor a miel.
Desayuno: medio plátano
Primer almuerzo: verduras al vapor
Segundo almuerzo: 1 sándwich de pechuga de pollo con ensalada
Merienda: 2 rebanadas de arroz inflado natural
Cena: Pechuga de pollo sobre cama de ensalada de ave con balsámico y vinagre de vino tinto.
Merienda: media pera y una taza de yogur natural

Imagen: Shutterstock

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio