Tele Orihuela

Bienvenidos a Spain News Today. Noticias en español redactadas en España para la actualidad diaria en españa.

Después de 21 años, un ornitólogo húngaro dio otra gran sorpresa

Él es muy afortunado Adam Kovacs de Cellmexy, 21 años después del avistamiento de un ave extremadamente rara en Hungría, escribe Revista de turismo.

Unos días después, en 2001, el observador de aves se encontró con una golondrina, a la que fotografió, convirtiéndose en el noveno avistamiento en Hungría.

Según el artículo, Adam vio ambos especímenes en el río Danubio, que actualmente se encuentra en la sección de Nagymaros, y hace 21 años en Véros, que fue el tercer avistamiento húngaro en ese momento.

Adam Selmesi Kovacs / Birding Hungría

En Hungría, el primer avistamiento de golondrinas fue en 1941 en la región de Kapostasmegyer del Danubio.

La gaviota golondrina es algo más pequeña que la gaviota gran danesa, y aunque el capuchón común del plumaje de verano es de color marrón chocolate oscuro, la gaviota golondrina, que se considera rara en nuestro país, tiene un color gris negruzco.

– escribe la revista Turista.

Además, el plumaje de verano es el más largo en las golondrinas de otoño, por lo que si vemos un pájaro con un capirote tan oscuro en septiembre, podemos sospechar que tenemos suerte.

El vencejo (Xema sabini) es una especie común en las regiones árticas de América del Norte y el norte de Siberia, que anida en playas abiertas y rocosas. En invierno, migra a la costa de Sudáfrica para hibernar y, como su ruta de migración es principalmente mar abierto, rara vez se le ve incluso a lo largo de las costas. En el interior del continente, aparece solo ocasionalmente, por lo que encontrarlo en Hungría es un gran problema. Se alimenta principalmente de pequeños vertebrados y peces, su población es estable, está protegida en Hungría y su valor de conservación es de 25.000 HUF.

READ  Contraofensiva ucraniana en Kherson, ataques a la central eléctrica de Zaporizhzhya - Our War News el martes