Falta de responsabilidad social corporativa

el Universidad de Economía de Budapest (BGE), como la comunidad empresarial más grande de Hungría Se siente responsable ante sus miembros, es decir, las PYME que forman la columna vertebral de la economía húngara, y por ello ha llevado a cabo una investigación exhaustiva sobre la sostenibilidad, la llamada sobre su enfoque de los requisitos ESG.

La investigación demostró que las PYMES en el ámbito ESG Necesitan actitudes, formación y herramientas tangibles.. En respuesta a estas necesidades, BGE, como el centro de capacitación empresarial más grande de Hungría, ya ha lanzado y planea lanzar una serie de cursos de capacitación relacionados con la sostenibilidad, desde gestión de carbono hasta informes ambientales, sociales y de gobernanza (ESG) y informes CSRD. con el fin de Ayudar a las empresas a cumplir con los requisitos legales ambientales, sociales y de gobernanza (ESG)..

En 2022-23, uno de los Centros de Excelencia de BGE, el Centro Económico y Social para la Sostenibilidad (CESIBUS), llevó a cabo una investigación exhaustiva sobre cómo las pymes húngaras se relacionan con la sostenibilidad y los requisitos ESG (investigadoras: Dra. Zuzana Gyuri, Dra. Regina Zuzana Reicher y Dra. Kölnhofer-Dereski Anita).

La investigación mostró que los directivos de las PYME, especialmente los propietarios, están abiertos a cumplir normas más estrictas y están motivados por las normas, pero las motivaciones éticas e internas también juegan un papel importante para ellos. Según los resultados, las Pymes necesitan formación de actitudes, capacitación y herramientas concretas. Las grandes empresas deben comprender las necesidades de las pymes y ayudarlas a preparar informes ESG para cumplir con sus obligaciones ESG.

“Como el centro de formación empresarial más grande de Hungría, queremos desempeñar un papel destacado en el campo de la formación ambiental, social y de gobernanza (ESG) tal como se define en la ley ESG, y como centro de formación acreditado, queremos apoyar al sector empresarial. en el logro de objetivos de sostenibilidad a través de nuestra formación”, destacó como “De la Gestión del Carbono al Reporte ESG-CSRD”. Dr. Levente Horvath, Jefe de la Oficina de Sostenibilidad e Igualdad de Oportunidades de BGE.

READ  Suzuki eVX Vehículo de estudio eléctrico | Liderazgo
En septiembre comenzará curso de capacitación en reporting de 32 horas para pymes locales

Se ofrece formación especial orientada a la práctica en el taller preparatorio conjunto ESG-CSRD de BGE, effekteteam y denxpert. Formación de especialistas en informes CSRD. Se recomienda para aquellos para quienes los informes de sostenibilidad basados ​​en CSRD y los informes ESG serán oportunos en los próximos años y que desean construir un sistema para ellos, pero no tienen el conocimiento interno para implementarlo. Está previsto que la instrucción presencial de 32 horas comience el 12 de septiembre de 2024 en el edificio de la calle BGE Markó.

Conciencia financiera y regulación ESG: solo el 4% de las pymes locales tienen una estrategia ESG

En otra investigación reciente, el Centro de Excelencia Económica y Social para la Sostenibilidad de BGE examinó la educación financiera de las empresas húngaras. Además de las cuestiones específicamente económicas, los investigadores también se han interesado en las relaciones medioambientales, sociales y de gobernanza (investigadores: Dr. Richard Cassa y Dr. Robert Toth).

En este sentido, los directivos de las instituciones, aunque ya han oído hablar del tema, por ejemplo de los préstamos verdes, No sienten que conocen el concepto o las regulaciones relevantes de la MNB para ciertos. Están más de acuerdo que el promedio Las inversiones verdes contribuyen a hacer más verde toda la economía La sostenibilidad se está integrando cada vez más en las operaciones económicas y comerciales normales a través de estándares ambientales, sociales y de gobernanza, y es Mejoran el rendimiento financiero y la competitividad en el futuro. Sin embargo, no supervisan los cambios en las regulaciones pertinentes de la UE ni los incentivos negativos. Actualmente, la introducción de estándares ESG ni siquiera se gestiona a nivel estratégico y conceptual. Sólo el 9,4% de los encuestados afirmó que está considerando introducir un sistema ESG, el 7,2% ha tomado una decisión y el 8,8% tiene un plan escrito. Sólo el 4% de las empresas tiene una estrategia ESG, y la proporción de aquellas que ya han seleccionado a una persona responsable de recopilar datos ESG y que realmente están trabajando en su informe ESG es pequeña, menos del 1%.

READ  A partir de 2024, la auditoría no será obligatoria para la empresa: ¿puede beneficiarse de la liquidación simplificada?

Esto también es interesante desde el punto de vista de que, según ellos mismos admiten, muchas personas se ocupan de cuestiones relevantes a nivel de actividad. Las empresas incluidas en el estudio utilizan en gran medida tecnologías respetuosas con el medio ambiente, y se preocupan por un entorno de trabajo saludable y seguro, la diversidad, la igualdad de oportunidades y la responsabilidad social en general. Aquí es donde emergen los aspectos ocultos e implícitos de las cuestiones ESG. Hay una gran diferencia según el tamaño de la empresa y los ingresos por ventas, y las empresas más grandes son más conscientes de este tema, tanto en su actividad como en su comunicación sobre este tema.

A nivel de estímulo, las pymes esperan oportunidades de préstamos bancarios y gubernamentales más favorables, oportunidades de licitación de la UE, sienten la presión ejercida por los precios de la energía y los actores de la cadena de valor, y también se ha identificado la posibilidad de desarrollar operaciones. En cuanto a la conciencia financiera, la presión de los consumidores o empleados se identificó como una motivación menos poderosa que las mencionadas anteriormente.

Los resultados de otras investigaciones de la tendencia de la sostenibilidad también se han confirmado en lo que respecta a cuestiones medioambientales, sociales y de gobernanza. Consideran que una regulación insuficientemente estricta y la falta de recursos financieros y humanos son un desincentivo. Esto también respalda el hecho de que las grandes empresas y el Estado deben apoyar la formación de profesionales, así como proporcionar recursos financieros adecuados e información adecuada sobre ellos.

ESG es un concepto clave en las empresas y los negocios

La abreviatura de ESG es E, ambiental: ambiental; Se compone de S, social y G, juicio. La esencia de ESG es que hace visibles y mensurables las acciones para la sostenibilidad., en la actualidad habitualmente en el caso de medianas y grandes empresas. Sin embargo, la mayoría de las PYME húngaras no hablan de sostenibilidad. Si se comunican, lo utilizan de forma diferente a las grandes empresas y no conocen muy bien la terminología profesional relacionada con el tema. Esto puede causar dificultades en las relaciones con los proveedores, pero también en el cumplimiento de las regulaciones ambientales, sociales y de gobernanza (ESG)..

READ  Noruega es el primer país donde los coches eléctricos se han apoderado por completo de las carreteras

El cumplimiento del marco ESG ya afectará a las pymes locales en el corto plazo, aunque no principalmente como una obligación, sino como una expectativa percibida dentro de las cadenas de suministro. Según las encuestas, ni siquiera las grandes empresas tienen capacidad propia para realizar esta tarea, por lo que será una cuestión crítica para las empresas más pequeñas. Para mantener la competitividad, la asistencia de los organismos estatales es de particular importancia.Por ejemplo, acreditar cursos de formación relevantes. Además, según los resultados cuantitativos del BGE, las PYME esperan específicamente que el Estado asuma la responsabilidad y el papel en el ámbito de la sostenibilidad.
(Sobre marcas)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio